domingo, 21 de noviembre de 2010

¡Bienvenido el año Joanot Martorell!



Nuestro buen amigo y cofrade bibliófilo Apolonio de Rodas trae nada menos que tres noticias consecutivas sobre la exposición Joanot Martorell i els literats valencians del segle XV que se inauguró el pasado viernes en el antiguo monasterio San Miguel de los Reyes, sede de la Biblioteca Valenciana.

En tan emblemático entorno se reúne, por primera y probablemente última vez, los tres únicos ejemplares que han llegado hasta nuestros días de la primera edición del Tirant lo Blanch, obra inmortal del caballero valenciano Joanot Martorell.

Al amparo del próximo sexto centenario del nacimiento de Joanot Martorell (Gandía, 1413, Valencia, 1468) la Generalitat Valenciana quiere rendir homenaje a esta grandísima figura de las letras valencianas, ilustre caballero de vida turbulenta, apasionada y singular. Junto con esta exposición están previstos sucesivos actos conmemorativos de la figura del gran literato de las letras valencianas.

De los mil ejemplares del Tirant que Nicolás Spindeler dio a la estampa en Valencia, 1490, solo se conservan estos tres magníficos colosos: ejemplar Hispanic Society, ejemplar British Library y ejemplar Biblioteca de la Universidad de Valencia.

Estamos, pues, ante un extraordinario acontecimiento histórico que los bibliófilos valencianos aprovecharemos para visitar esta magna exposición y realizar nuestra pequeña celebración (¡esto sí es Conjunción Planetaria de un lado y otro del mar océano, señora ministra!). Uno de nuestros amigos bibliófilos, -como recoge el periodista David Burguera en el diario Las Provincias de Valencia-, anda agobiado buscando el momento para acudir a la exposición...

Y como complemento a esta noticia ofrecemos al lector breve información sobre una edición muy especial del Tirant. Se trata de un ejemplar de la primera edición facsímile de esta príncipe del Tirant.

Archer M. Hungtington, feliz propietario de uno de los tres ejemplares Tirant, 1490, constituyó en 1904 la Hispanic Society. Tal vez, como celebración del nacimiento de la institución, decidió realizar una tirada facsimilar de su ejemplar. Así, el mismo año 1904, dio a la estampa una hermosa edición (¡y ya es difícil atribuir a un facsímil tal calificativo!) impresa en grueso papel de hilo en la limitada cantidad de doscientos ejemplares.
 

Joanot Martorell, Tirant lo Blanc, reproduced in Facsimile from the Edition of 1490, Nueva York, 1904, De Vine Press, 4º, 310 x 235 mm.


Encuadernación:

Pergamino rígido, lomo liso con título dorado, cintas de cierre (estilo de encuadernación que utilizó Huntington para las sucesivas ediciones facsimilares de las joyas de su biblioteca).


Obsérvese el grosor del libro proporcionado por la calidad y hermosura del papel utilizado.

Colación: 393 folios.


Este ejemplar lleva en la hoja de guarda una tarjeta de envío de Archer M. Huntington.


El folio segundo del libro lleva la cariñosa dedicatoria de Huntington a su amigo Isidro Bonsoms, insigne erudito y bibliófilo barcelonés.


La primera página de la obra (tras las 8 hojas de tablas) del ejemplar Hispanic presenta determinadas diferencias respecto a los otros dos ejemplares: carece de la orla compuesta con tacos xilográficos y el título ocupa trece líneas en vez de las quince líneas de los otros dos ejemplares.



Detalle de la impresión en la que queda patente el cuidado y esmero en conseguir una obra singular y exclusiva.

Colofón de la obra: “…Lo qual fôn traduit de Angles en lengua portoguesa. E apres en vulgar lengua valêciana p lo magnifich : e virtuos caualler /mossè Johanot martorell. Lo qual per mort sua non pogue acabar de traduir sino les tres parts…”.

Colofón de la edición.

Referencias ejemplar facsímile:

Palau, 156.462:

No en CCPBE.

REBIUN: 3 ejemplares

Palau, (ref. 156.461) ofrece la cronología y devenir del ejemplar Huntington, 1490, que debió salir de Valencia tempranamente para instalarse en los plúteos de la biblioteca del Colegio de la Sapiencia en Roma:

1. Colegio de la Sapiencia.

2. Marqués de Salamanca (que lo adquiere en 1861 por autorización del Papa Pío IX).

3. Barón Seillière (lo vende en subasta en Londres en 1887, y tal vez lo vuelve a adquirir el propio Barón).

4. Bernard Quaritch (que lo adquiere en la subasta de la biblioteca del Barón en Londres en 1893).

5. Archer M. Huntington (que lo adquiere a B. Quaritch).

Los primeros comentarios de los bibliófilos visitantes de la exposición coinciden en que parece ser el ejemplar British Library el mejor de los tres magníficos (si es que es posible establecer categoría entre ellos): marginoso y en buena y original condición.

El ejemplar Hispanic ofrece menor grosor que sus también respetables y venerables compañeros. Esto sugiere la posiblidad de haber sido sometido a operación de lavado. Práctica habitual de los bibliófilos franceses del siglo diecinueve, -entre ellos el Barón Seillière. El lavado concluía vistiendo el ejemplar con las más elegantes y siempre firmadas encuadernaciones. Tal práctica quedó bautizada y es conocida, a la hora de describir un ejemplar, como condición francesa.

Fácil suponer la alegría de Huntington al adquirir el Tirant a Quaritch y también imaginamos su leve tristeza cuando lo comparase con el ejemplar British. Bibliófilo perseverante luchó durante años por conseguir la extraordinaria biblioteca del marqués de Jérez de los Caballeros.

Lectura obligada es el epistolario entre Huntington, -moviéndose por España-, y su madre en Estados Unidos. Se queja amargamente de los desprecios de Jérez a sus proposiciones económicas. Finalmente la cifra ofrecida le otorgó el éxito y hoy la legendaria biblioteca de Jérez de los Caballeros forma el núcleo de la Hispanic Society.

Uniéndome a la convocatoria lanzada por nuestro amigo el bibliófilo Lamberto Palmart, animamos a los asiduos lectores a acercarse a Valencia para realizar una visita memorable a la Biblioteca Valenciana!

8 comentarios:

Galderich dijo...

Diego,

Esto es toda una provocació en toda regla. Cuando vi la noticia que daba Apolonio de Rodas tenía claro de ir a Valencia, una vez más, a ver la exposición y de paso a sus bibliófilos.

El problema es de fecha. Y si además podemos bajar los bibliófilos blogeros en grupo podría ser un buen encuentro. Lo iremos puliendo.

PD. No comento tu ejemplar del Tirant porque no tengo palabras para ello...

lamberto palmart dijo...

Mr Huntington, como acaudalado bibliófilo e hispanista, no pudo evitar llevar a la imprenta un facsímil de las características que nos muestras. Curiosamente con un aspecto exterior similar al ejemplar de la British.

Se recrea en este facsímil, con todo detalle, la apariencia que tendrían los ejemplares recién salidos de la imprenta de Spindeler. Una manera de regalar a otros bibliófilos la aproximación al deleite que tuvo este hispanista al sostener en sus manos uno de los tres originales de uno de los mas emblemáticos incunables literarios.

Curiosa la fecha de edición del facsímil 1904 que resulta del baile de cifras de la edición incunable 1490, que seguro no fue fruto del azar.

En definitiva, Diego, un oportuno artículo en el que te sumas al homenaje de la Biblilteca Valenciana. Estoy convencido que de vivir Mr. Huntington hubiera acudido personalmente al evento, como acudiremos los bibliófilos a rendir nuestro particular homenaje.

Saludos bibliófilos.

P.S. Ves haciendo un hueco en tu agenda; ya hablamos. Esperaremos a ver si se suma algún bibliófilo mas.

A Galderich: Me alegra que respondas a estas provocaciones y espero verte pronto junto a los tres "Tirant".

Urzay dijo...

Está claro que hay facsímiles y Facsímiles. Éste hay que catalogarlo en FACSÍMILES. Espero, al menos, ver las fotos.
Un abrazo

Diego Mallén dijo...

Amigos Galderich y Urzay, nada, como dice Lamberto a animarse que el motivo lo merece. Nos espera fotografía histórica ante la conjunción universal de los tres astros incunables. Momento, como los eclipses recogidos en los impresos del XVII, que tardará siglos en volver a darse.

Por cierto, el motivo del cartel anunciador no me parece muy acertado a pesar de que salga de la mano de artista tan renombrado como Manuel Boix.

Me recuerda más a escena de cómic galáctico en plan sucedáneo Señor de los Anillos que a Tirant.

¡Lo fácil que habría sido reproducir o trabajar a partir de cualquier grabado de libro de caballerías del XV ó XVI. (Los grabaditos de cabeza y final del artículo son de la edición Venecia, 1532, de Primaleón).

¡Saludos bibliófilos!

Urzay dijo...

Me había llamado la atención el tema de las dos xilografías, y ya que nos lo aclaras me acuerdo haber visto que justo este pasado fin de semana se ha subastado un ejemplar de la edición veneciana, que creo que es la que preparó Francisco Delicado.
El enlace:
http://www.romanticagony.com/content/catalogus_item.php?id=14134&popup

¡Precioso libro!
Saludos bibliófilos

Diego Mallén dijo...

Gracias Urzay, tenía controlado el ejemplar Romantic y ya vi lo que remató. Ese ejemplar está en condición francesa: lavado y encuadernación del XIX. Los Romantic con criterio comercial acompañan la palabra "lavado" con interrogation mark... ¡con lo fácil que es apreciar si lo está o no!

El ejemplar del que tomé la foto está en condición original, perfecto estado, marginoso, encuadernación plena piel del XVII, probablemente francesa.

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Diego.

Entrada en perfecta sintonía con ocasión tan especial,la iniciativa de Lamberto sensacional, ya que no será fácil que evento tan singular se vuelva a repetir.

Esperamos la fotografía de tan memorable evento.

Tu ejemplar precioso.

Saludos bibliófilos.

Bach dijo...

¿Que maravilla! Gracias, sobre todo. por las explicaciones. Entrar en su Blog es un lujo para cualquier bibliófilo aunque sea incorrecto, como es mi caso. Muchas gracias.