lunes, 12 de octubre de 2009

Agustín de Foxá.

Acabo de regresar de un amable viaje por Borgoña. Leo la noticia de la prohibición de un acto en Sevilla en memoria del escritor y poeta Agustín de Foxá (Madrid, 1903-1959).

Este es el resumen de lo acontecido: la Delegada de Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Sevilla, Josefa Medrano, autorizó hace unas semanas el uso de las instalaciones municipales de cultura para un acto. Se trataba de recordar el cincuenta aniversario de la muerte de Agustín de Foxá, conde de Foxá.

Medrano, militante de Izquierda Unida, en su día combativa luchadora sindicalista en la Fábrica de Tabacos de Sevilla, nada sabía de la figura y trayectoria de Agustín de Foxá cuando estampó su firma y autorización en la solicitud presentada. Pero unos días antes de la celebración, la camarada Medrano fue puntualmente informada de la catadura política de Agustín de Foxá: falangista, amigo de José Antonio Primo de Rivera y embajador de Franco.
.
Motivos todos ellos más que sobrados para que la comunista Medrano, -previo obligado sometimiento al superior criterio de su comisario político, camarada Antonio Rodrigo, Teniente Alcalde del Ayuntamiento de Sevilla por Izquierda Unida-, enmendase la aprobación, prohibiese el acto, y donde dije digo..: «Esta determinación se ha tomado por respeto a la memoria histórica y por evitar que el acto se convirtiera en una apología del franquismo».

Las salas del centro cívico quedaron vacías y debidamente cerradas para mejor y más conveniente celebración.


Pero los organizadores del acto, entre ellos Aquilino Duque, Premio Nacional de Poesía, y el poeta Antonio Rivero (traductor del nada dudoso Luis Cernuda) decidieron seguir adelante y lo celebraron al amor del cobijo de un frondoso árbol, al aire libre bajo la noche clara sevillana y en lo alto, las estrellas. Se leyeron poesías de Foxá y se habló sobre su gran novela: Madrid de Corte a Cheka.

No es este blog foro para debate político sino para bibliofilia y pido disculpas al lector paciente por la ironía con la que he salpimentado las líneas anteriores. Las siguientes las dedicaremos a dar noticia de un ejemplar muy personalizado de la primera edición de Madrid de Corte a Cheka.
.

Agustín de Foxá, Conde de Foxá. Madrid de Corte a Cheka. Episodios Nacionales. Salamanca, 1938, Ediciones Jerarquía, 4º. 235 x 170 mm.

Colación: cubierta, 438 páginas incluyendo anteportada y portada; blanca, hoja con índice, contracubierta.

Encuadernación en marroquín rojo, lomo con nervios, plano superior con nombre de la obra grabado en dorado, contracantos dorados.
 

Dedicatoria manuscrita del autor a Carlos Padrós: "Para Carlos Padrós, gran amigo, poeta de los moros, amigo de mis amigos, gran loco, atropellador de valles, con 18 abrazos. Agustín de Foxá. Burgos, Agosto 1938. III A-T.".

La novela es un apasionante thriller que narra los turbulentos tiempos de la caída de la monarquía, la llegada de la segunda República y el inicio de la guerra en el Madrid del terror chequista. Todo ello a través de las vivencias y de la evolución política del joven estudiante madrileño José Félix Carrillo.

El ritmo de la narración es trepidante. La prosa rápida, efectista y extraordinaria: una de las grandes novelas de acción de la literatura española del siglo veinte (¿se atreverá alguien a llevarla a la pantalla?).
 
Madrid de Corte a Cheka está divida en tres partes:
 

Flores de Lis.

José Félix, “muchacho de veintidós años, alto, romántico y generoso… tenía una inteligencia fina y templada, tentada… por los films rusos, la pintura cubista de Picasso”, estudia medicina durante los últimos años del reinado de Alfonso XIII. Sus ideas y amistades socialistas hacen que sea rechazado por la familia de su novia, Pilar, de la que está profundamente enamorado.
 
Un día asiste a una refriega en el Ateneo entre carlistas dirigidos por Valle-Inclán y republicanos:
 .. .
Se veía a don Ramón blandiendo su bastón de puño de marfil y dando voces de gesta:
-Atrás, follones, que avance esa retaguardia.
Se creía en Montejurra con su boina blanca de Coronel carlista, luchando por los fueros y la Religión.
-¡Chusma, chusma, pero si yo soy carlista!" (pág. 11).


Himno de Riego.

Llega la República y José Félix se aleja hastiado del ideal marxista. Asiste a las tertulias de Lorca, Alberti y Bergamín:
 
García Lorca, era moreno, aceitunado, de grandes pómulos, gran calavera y cara redonda… presumía de gitano. Era un magnífico poeta. Había sacudido y vareado el romance castellano como un olivo, sacándole frutas nuevas y maravillosas”. (pág. 174).

Conoce a José Antonio Primo de Rivera. Se afilia a Falange Española. Época de enfrentamientos  entre socialistas y falangistas. Una noche vela en el mortuorio municipal a tres camaradas abatidos en refriega. Al lado, los socialistas hacen lo mismo con dos compañeros. Hay miradas torvas, al final socialistas y falangistas se ofrecen tabaco. Parecen compartir un mismo destino:
.
“-En definitiva –decía el Jefe socialista-, únicamente ustedes y nosotros sabemos morir, mientras los políticos se atiborran en los banquetes”.


Hoz y martillo.

Narra el terror, la persecución y represión en el Madrid marxista y chequista.
 
La idea de Foxá era continuar los Episodios Nacionales de Galdós, comenzando una nueva serie de que recogiese la vida contemporánea española. Este es el motivo por el que el título de la obra va acompañado de tal nombre. Foxá no continuó y José Félix Carrillo no se convirtió en el compañero de Gabrielillo de Araceli o Santiago Ibero para ofrecernos la novelada historia de España del siglo veinte.
 
La novela ha sido reeditada recientemente por Editorial Planeta alcanzando varias ediciones con elevadas tiradas.
 
De la generación de poetas y escritores próxima a Falange alguien dijo aquello de “ganaron la guerra pero perdieron su puesto en la República de las Letras”: la obra de Foxá, Edgar Neville, Ernesto Giménez Caballero, César González-Ruano, Rafael Sánchez Mazas entre otros dormita hoy en el cuasi anonimato y olvido.

Y concluimos estas líneas con una anécdota que me contó un diplomático español ya retirado, destinado durante muchos años en La Habana. Le pregunté si conoció o había coincidido con Foxá. Esta fue su respuesta:

- ¡Claro que sí! El siempre decía: ¡yo soy el lujo de la diplomacia!

Era gordote, algo descuidado con su persona. Tuvo mala suerte en su vida, sufrió mucho pero vivió más, con intensidad. De su último destino en Filipinas volvió a España para morir.

Un día en La Habana, dábamos sepultura a un funcionario. Salía el féretro y la comitiva ceremoniosa de la Embajada. Foxá, haciendo ironía del malvivir económico de la vida del diplomático, exclamó:

¡Mirad, la primera vez que veo marchan juntos un diplomático y la caja!-.
 


Cartel anunciador de una exposición, -felizmente celebrada para satisfacción de la camarada Medrano-, en la Universidad de Valencia el pasado año 2008, patrocinada por el Ministerio de la Presidencia del Gobierno de España, la Fundación de Investigaciones Marxistas y la Associació Catalana de Investigacions Marxistes (Dios los cría...).
 
Ver detalle de la noticia en:
http://vinamarina.blogspot.com/

http://www.abc.es/20091009/cultura-literatura/agustin-foxa-vetado-sevilla-200910090904.html

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/10/07/andalucia_sevilla/1254911149.html

6 comentarios:

Galderich dijo...

Ja, ja... ¡me pisas un apunte que tengo más o menos preparado para noviembre! ¡No es el mismo libro pero vaya... más o menos!
Espero que los intelectuales hayan aprendido la lección del s. XX de que no se pueden arrimar demasiado al Poder sin miedo a quemarse.
Y los políticos actuales deberían empezar a saber distinguir entre las calidades de los artistas y sus pasadas filiaciones con un mundo sumamente ideologiado.
¿Podemos leer a Neruda exaltando al camarada Stalin sin la distancia que nos da el tiempo?
Este es sólo un ejemplo (tu pones el de Rafael Alberti) de la relatividad de las ideologias y que el paso del tiempo ponen en su lugar.
La memoria histórica, creo, debería servir para poner las cosas en su sitio (por ambas partes) y dejarse de estigmatizaciones estériles que no nos dejan ver las calidades, si laas hay, de los literatatos y artistas que se consideraron en un tiempo oficiales.
Sólo de esta manera llegaremos a realizar un balance más o menos exacto de un periodo que duró demasiado y que comportó demasiada sangre y misería a nuestro país. Es necesario entrar a analizarlo y prohibiciones de este tipo que se emmarcan en el aspecto literario hacen un flaco favor.
Pero como dicen, de todo hay en la viña del Señor...

lamberto palmart dijo...

En este rincón virtual has sabido dar tu personal homenaje a Agustín de Foxá, sin preocupaciones coloristas. Por el resumen que nos haces de su obra "Madrid de Corte a Checa" tiene todos los ingredientes para servir de guión cinematográfico, aunque no termino de encontrar un director idoneo que se atreviera, sin miedo a la reprobación por parte de la intelectualidad, a dirigir tan caústico título.

En pleno siglo XXI, en cultura, aun cuesta diferenciar el contenido del color.

Saludos bibliófilos

DIEGO MALLÉN dijo...

Amigos Galderich y Lamberto: lo bueno de toda esta movida es que se recupera la figura del gran Foxá. La miliciana Medrano ha hecho, desde su supina ignoracia y malicia, un favor a la República de las Letras.

He leído la novela un par de veces y me parece vibrante, heroica manteniendo al lector en vilo. Aunque hay que reconocer que por su carga ideológica no satisfará a todos por igual.

Hace tiempo comenté sobre la novela con Berlanga y le pregunté sobre los derechos para llevarla al cine. Parece que alguien los compró (no recuedo el nombre que me dio Berlanga).

Ciertamente es difícil imaginar director y artistas para ella, menos en el mundo tan flower power de la "ceja" zapaterina.

Saludos bibliófilos

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Diego.
Los libros como representación del hombre, tiene la ventaja de que nada les es ajeno.¡Bienvenidos todos los comentarios!
Hasta ahora desconocía a Agustín de Foxá, y su interesante obra. Lo que si conozco muy bien es la práctica tan común en mi país,de algunos políticos ignorantes y perversos por intentar borrar a algunos de los mejores escritores e historiadores por el imperdonable pecado de haber militado en el bando contrario.
(intento que casi siempre resulta contraproducente)

Gracias por la información

Saludos bibliófilos.

DIEGO MALLÉN dijo...

Amigo Marco Fabrizio: a un lado u otro del mar océano todos llevamos la misma sangre española y se nota en el sectarismo de los políticos de ambos continentes. Como dijo Fraga a una encopetada dama inglesa cuando era embajador en Londres: “España y yo, señora, somos así”.

La guinda de la noticia la verás hoy en la prensa española. La comunista Medrano (que ha sido denunciada por prevaricación por los organizadores del acto de Foxá) tras prohibir el acto a Foxá se descuelga hoy convocando un acto en homenaje a un “comunista poeta” (por este orden, lo primero es que sea comunista, lo de poeta es más bien accesorio…).

En fin, permíteme que me meta algo en política: el partido de la miliciana Medrano se llama Izquierda Unida (recoge los restos del antiguo y desaparecido Partido Comunista de España y a otros cadáveres y fósiles anclados en la admiración al padrecito Stalin). En España también recibe el cariñoso nombre de “Izquierda Hundida” (hundida en el pasado y anclada en las zonas más deprimidas, menos desarrolladas de España y que cuentan con el mayor peso del sector público, burocracia y la Administración: su caldo natural de subsistencia).

Aunque es un partido minoritario se aprovecha en aquellos lugares donde se necesitan sus votos y apoyo para gobernar: es el caso de Sevilla donde los socialistas tuvieron que pactar con los Hundidos para poder gobernar. El precio: ya lo ves, Stalin revisited.

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/10/14/andalucia_sevilla/1255511547.html

Saludos bibliófilos.

Anónimo dijo...

Admiro a Foxá. Me impresionó De Corte Cheka.
Una vez leí que Lampedusa dijo que le gustaría escribir tan bien como Foxá.
¿Alguien me puede mandar esa poesía suya que se refiere el reencuentro de dos enamorados tras la muerte y resurección de ambos?
MI correo es bbcampo@hotmail.com.
Gracias